MONEY BACK GUARANTEE-FREE SHIPPING OVER 100€

Trucos para limpiar en casa las joyas de plata

En Valentina's Jewels, como bien sabes ya, somos fans de las cosas bien hechas, es por ello que cada joya que se elabora en nuestras manos está hecha con los más altos cánones de calidad y de amor. Y es también porque nos gusta cuidar nuestras cosas para que siempre luzcan perfectas que vamos a darte unos consejos para que sepas cómo limpiar tú misma en casa tus joyas de plata.

A todas nos ha pasado en alguna ocasión, tener en el joyero una bonita joya de plata pero no poder ponértela porque ya no luce igual, o porque la suciedad que se ha incrustado en ella apaga la luz que tanto la caracterizaba. Prueba estos trucos y la joya que tanto te gusta volverá a brillar como el primer día.



Una taza con agua y un poco de sal

Para las joyas que solo están un poco sucias, este truco es el más adecuado. Prepara una taza con agua caliente, coloca en el fondo un pedazo de papel de aluminio (será ahí donde se quede la suciedad que se desprenda de las joyas), añade una cucharadita de sal, sumerge las joyas y déjalas allí al menos durante dos horas. Pasado este tiempo, aclara las piezas con agua templada y seca con un paño seco y suave. ¡Verás que diferencia!

Mezcla a base de bicarbonato de sodio

Si ves que la suciedad de tus joyas de plata está más incrustada, prueba con una mezcla a base de bicarbonato de sodio. Haz lo mismo que hemos dicho en el punto anterior, pero esta vez en lugar de añadir la sal, pon una pizca de bicarbonato de sodio. Remueve y pon tu joyas dentro. Una vez las saques (basta con que pasen 20 minutos) aclara con agua tibia y seca con un paño suave.

¿Puedo limpiar mis joyas de plata con pasta de dientes?

Sí, de hecho es otro remedio que funciona muy bien cuando se trata de limpiar joyas de plata. Utiliza un cepillo de dientes gastado que tengas por casa, pon un poco de tu pasta de dientes y frota con cuidado por cada rincón de las joyas que necesites limpiar. Una vez acabado este proceso, solo te queda aclarar con agua para retirar los restos de pasta y secar con un paño.

Recuerda que no debes guardar en tu joyero las piezas que has limpiado hasta que esté completamente secas. Déjalas al aire libre unos minutos para que la humedad se vaya por completo.

Sigue al pie de la letra las indicaciones que acabamos de darte y ¡tus joyas de plata volverán a ser las de siempre!


Leave a comment

Please note, comments must be approved before they are published